miércoles, enero 28, 2009

LA NOCHE DEL FIASCO
.
___El partido México-Suecia resultó un monumento al aburrimiento donde se puso de manifiesto que no hay materia prima ni capacidad creadora para enfrentar un Mundial con el nivel de competencia futbolística que ahora existe en el planeta. Jugando contra una selección "B" de Suecia, la escuadra mexicana termino por ahogarse en un mar de inconsistencias individuales, errores defensivos de primaria y un nivel exageradamente pobre en cuanto a manejo de pelota y planteamiento táctico. De hecho, el marcador le salió barato.
.
___No hay que culpar a Sven Goran Erickson, el entrenador sueco de los tricolores de falta de conocimiento del futbol mexicano. Sven hace lo que puede con jugadores que no dan en la cancha el rendimiento que de pronto ofrecen en sus equipos profesionales. Ahora ni la combinación de extranjeros nacionalizados contó, y más bien pareció que estos se vieron contagiados de la mediocridad y falta de consistencia de los nativos. Tampoco las nuevas caras dieron resultado y en 90 minutos de juego se llegó en algunas ocasiones con tan mal tino y pésima técnica que algunas pelotas terminaron en el puente de Oakland.
.
___Suecia hizo lo suyo, se defendió con fortaleza y pegajosa marca por zona. Un acierto del delantero Alexander Farnerud, que bajó una pelota larga con elegancia y solvencia, puso el gol sobre el poste derecho de Memo Ochoa que se estiró nomás para la foto.
.
___Sinha y Leandro se vieron enjundiosos y aplicados pero naufragaron con una tripulación que parecía conocerse nomás por internet.
.
___No veo que utilidad puedan tener estos partidos de "prepación". Pareciese que preparamos el escenario de una vergüenza más. Disculpen el pesimismo pero no le veo por dónde.
.

1 comentario:

Alex Ramírez-Arballo dijo...

Nacho,

Hace un algún tiempo opté de un modo harto neurótico y radical por no volver a ver un partido más de la selección. No soy ciertamente un experto del futbol, pero eso no impide que pueda entender todo eso que tú bien explicas. Simplemente y para decirlo en buen mexicano: los ratones me dan hueva.

Saludos

Alx